La dieta de los puntos, qué es y cómo funciona

 Inicio / Consejos y Videoconsejos / Dieta y Nutrición / La dieta de los puntos, qué es y cómo funciona

La dieta de los puntos, qué es y cómo funciona

Si has ganado algunos quilos últimamente quizá te estés planteando empezar una dieta para perder peso rápido. Y seguro que has oído hablar de la dieta de los puntos.  

¿Se trata de otra dieta milagro o realmente este método funcionará para recuperar tu peso ideal y no perder la salud en el intento? ¿Tendrá efecto rebote?

Hemos indagado un poco y queremos explicarte en qué consiste la dieta por puntos. Sigue leyendo, te lo contamos.

dieta de los puntos

En qué consiste la dieta de los puntos

El funcionamiento básico de la dieta consiste en puntuar todos los grupos de alimentos y bebidas en base a la cantidad de proteínas, hidratos de carbono y grasas que tienen.

Todo lo que puedes comer o beber tiene una puntuación. En general los alimentos más calóricos tienen más puntos y los más ligeros menos.  

En función del peso, la edad, si eres hombre o mujer, la actividad física que realizas, o la altura, cada persona tiene un cupo diario de puntos para gastar.

Cada día se permite comer hasta una puntuación máxima, por lo que hay que anotar y contar los puntos acumulados para no pasarse. Se trata de contar y sumar antes de comer o beber cualquier cosa. Por ejemplo, si te has pasado a la hora de la comida tendrás que restringir a la hora de cenar.

Se puede comer cualquier tipo de alimento, lo único a lo que hay que prestar atención es a no sobrepasar la cantidad de puntos permitida.

Perderás peso si cumples con las limitaciones y administras bien los puntos, aunque no queda claro que realmente sea una dieta sana y equilibrada con la que no vayas a tener efecto rebote al finalizar. Te contamos por qué.

Qué inconvenientes encontramos en la dieta de los puntos

Para saber si la dieta de los puntos es una dieta sana y equilibrada y asegurarnos de que no va a afectar a nuestra salud nos fijamos en lo que dice la OMS, la Organización Mundial de la Salud. Según dice, una dieta saludable debe:

1. conseguir un equilibrio entre las calorías que se comen y las que se gastan. Si comemos más de lo que gastamos engordamos, no hay más.

2. aumentar el consumo de grasas insaturadas (ácidos grasos esenciales) y reducir las grasas saturadas y las hidrogenadas o grasas trans.

3. aumentar el consumo de frutas, verduras, legumbres, cereales integrales y frutos secos.

4. reducir el consumo de azúcares

5. reducir el consumo de sal

Veamos cómo aplica todo esto la dieta de los puntos:

verduras

Con la dieta por puntos está claro que sí se promueve una reducción de las calorías, se consigue que las raciones sean más pequeñas y la ingesta de calorías menor. De lo contrario la dieta sería un fracaso.

Pero cada persona puede escoger libremente qué decide comer, por eso existe el riesgo de no comer en absoluto ni frutas ni verduras, ni legumbres, ni frutos secos o cereales integrales

El hecho de que no haya alimentos prohibidos hace que puedas seguir comiendo grasas saturadas o trans, en menor proporción claro está, pero sin tener que eliminarlas de tu dieta.

La dieta de los puntos no enseña de forma clara como aprender a comer. A no ser que tengas un acompañamiento de un profesional que te marque las pautas y establezca unos mínimos de alimentos necesarios, al terminar existe el riesgo de recuperar el paso perdido fácilmente.

¿Es una dieta milagro?

En esta dieta no se promete una pérdida muy rápida del peso sino que se hace de forma gradual  (de medio quilo a un quilo a la semana es lo adecuado). No parece que la dieta de los puntos venda algo milagroso en ese sentido.

A fin y al cabo esta dieta funciona porque comes menos calorías de las que se queman. Siempre y cuando tengas una buena planificación y comas todos los días tus raciones de frutas, verduras, legumbres y evites las grasas saturadas no habrá riesgo.

Pero tendrás que hacer un esfuerzo por tu parte para aprender a comer de forma adecuada y no recuperar el peso perdido y más. También tendrás que ponerte las pilas para hacer deporte porque te ayudará a bajar más rápido de peso y a mantenerte después.

Algo positivo es que no tienes que comprar suplementos alimenticios para suplir carencias nutricionales.

En cuanto a pasarse el día contando… habrá quien le resulte divertido el tema de los puntos y habrá quien verá un aburrimiento practicar constantemente el cálculo mental ;)

 

En resumen, los inventores de la dieta por puntos no han hecho un gran descubrimiento, han agrupado los alimentos y los han creado unas tablas que pueden servir como guía. Eso puede ser útil para algunas personas pero habrá otras que seguirán comiendo sólo lo que les apetece en menor cantidad y cuando dejen la dieta van a sufrir el efecto yo-yo. Así que como en cualquier otra dieta, es necesario el seguimiento por parte de un profesional para planificar los menús de manera adecuada.

Al fin y al cabo, lo que más importa es tu salud. Sea la que sea, decídete por una dieta en la que lo primordial sea tu salud y no el hecho de perder peso de forma rápida. No te fíes de los milagros.

 

¿Conoces a alguien que ha hecho esta dieta? ¡Cuéntanos qué tal!

 

También te puede interesar:

-Operación Bikini 2, claves para perder peso de forma saludable

-El plato saludable, manual para seguir una dieta equilibrada

Si te ha gustado, compártelo:

  • Invitado

    yo si hago la dieta d elso puntos y os digo que debemos comer 5 veces al dia,además de 5 raciones de fruta o verdura además de las raciones de calcio,grasas y tomar entre 1.5 y 2 litos de agua.Si te planificas bien si que aprendes a coemr proque al ver el valor pp de lso alimentos pues escojes comer una cosa u otra.

    Responder
  • Muchísimas gracias por tu aportación :)

    Responder

Deja tus comentarios

0