Cómo funcionan las cremas reductoras

 Inicio / Consejos y Videoconsejos / Belleza y Cuidado corporal / Cómo funcionan las cremas reductoras

Cómo funcionan las cremas reductoras

Si quieres deshacerte de ese par de centímetros que tanto incordian en los muslos o en el abdomen, junto con una dieta sana y equilibrada y el ejercicio, tienes la opción de utilizar una crema reductora.

La grasa localizada en la zona de los muslos, las caderas o el abdomen es difícil de eliminar, por lo que un refuerzo extra a base de este tipo de productos te será de gran ayuda.

                               cremas reductoras

Cómo actuan las cremas reductoras     

Puedes encontrar gran variedad de productos, pero la característica común en todos ellos es su efecto lipolítico y su efecto reestructurante

El efecto lipolítico, es decir, la eliminación de los acúmulos de grasa, se produce gracias a principios activos como,

  • la cafeína y sus derivados.
  • los extractos del té verde, que tiene además propiedades drenantes y descongestionantes.
  • el CLA que ayuda a prevenir la acumulación de grasas en las células además de estimular su eliminación.
  • el extracto de guaraná, los extractos de algunas algas o la carnitina.

Por otra parte, los responsables del efecto reestructurante son sustancias como la centella asiática, los alfahidroxiácidos o las vitaminas C y E. Todos ellos estimulan la producción de colágeno, la regeneración de los tejidos,  tienen un efecto remodelador y permiten recuperar la elasticidad y tonificar la piel.

Cómo aplicar cremas reductoras

Para obtener resultados es fundamental la constancia en el tratamiento. Su uso debe ser continuado, no sólo en verano.

Es importante aplicarlas un mínimo de dos veces al día, sobre la piel limpia y seca.

En el momento de aplicar el producto es necesario masajear de manera intensa, sobre todo la zona de la cintura, el abdomen y los muslos, con movimientos circulares y ascendientes. Puede ser que notes un ligero picor o enrojecimiento que desaparecerá en pocos minutos.  

Te aconsejamos esperar hasta que se absorba completamente antes de vestirte.

Si además exfolias tu piel al menos una vez a la semana, los principios activos se absorberán mejor. Eliminarás la capa superficial de impurezas que impiden que los componentes de estas cremas reductoras penetren y actúen de forma óptima.

Debes tener en cuenta qué tipo de crema escoges. Por ejemplo, si estás dando el pecho, no están recomendadas las que contienen cafeína.

Existe una gran variedad de productos. Te recomendamos que te dejes aconsejar en la farmacia sobre cuál es el más indicado en tu caso. Llévate a casa un consejo personalizado de la mano de tu farmacéutico.

Si te ha gustado, compártelo:

  • No se han encontrado comentarios

Deja tus comentarios

0